1

15 Metodologías de Gestión de Proyectos que necesitas saber (4)

Share on Facebook0Share on LinkedIn0Tweet about this on TwitterShare on Google+0Email this to someonePrint this page

Gestión de Proyectos Ágiles

Un grupo de expertos en desarrollo de software desarrolló los conceptos básicos de la Metodología Ágil hace algo más de 15 años.

Crearon una nueva forma de ofrecer valor e interactuar con los consumidores que presentaba cuatro aspectos clave:

  • Los gerentes de proyecto deben valorar las interacciones individuales sobre los sistemas y las herramientas.
  • El software debería funcionar bien y no requiere una documentación extensa.
  • Los equipos y los clientes deben colaborar, no regatear los contratos.
  • Las empresas deben priorizar la capacidad de respuesta por el cumplimiento estricto de los planes.

En poco tiempo, los expertos en Gestión de Proyectos han expandido estos conceptos en muchos marcos de implementación, que incluyen:

  • Gestión de Proyectos Scrum
  • Gestión de Proyectos Kanban
  • Programación extrema (xP)
  • Marco de proyecto adaptativo (APF)

Aunque la estrategia linear Gestión de Proyectos en Cascada se adapta a muchas organizaciones, los gerentes en ciertos campos lo consideran bastante limitante. Al planificar solo al comienzo de un proyecto, pierden el beneficio del conocimiento y la experiencia que obtienen mientras lo completan.

En lugar de crear especificaciones detalladas para productos finales al comienzo de un esfuerzo, los gerentes ágiles solo identifican prioridades. A medida que sus equipos trabajan para alcanzar sus objetivos, estos gerentes se mantienen flexibles, se comunican con todas las partes interesadas y cambian los requisitos del producto cuando es necesario.

La metodología de Gestión de Proyectos Ágiles se adapta a las empresas que buscan proporcionar productos de forma rápida y consistente a los consumidores. Las empresas de desarrollo de software prefieren este estilo de gestión “ligero” que facilita los ciclos de producción rápidos.

Con este sistema, los líderes de equipo pueden crear culturas de trabajo receptivas y transparentes. Al compartir la responsabilidad con los miembros de su equipo, pueden optimizar su conocimiento y reactividad a las tendencias del mercado y los cambios en la demanda.

Los equipos ágiles trabajan en cortos “sprints” o en el estallido del trabajo. Los líderes del equipo cuantifican cada uno de estos sprints como unidades pequeñas y entregables. Los equipos se mantienen motivados trabajando en series de proyectos pequeños y rápidos (como actualizaciones de software) y siguiendo su progreso.

Las empresas aumentan su capacidad de respuesta a las demandas de los clientes y los cambios en el mercado. Las compañías de software, por ejemplo, crean equipos ágiles para ajustar rápidamente sus ofertas a nuevos desafíos como las plataformas emergentes y las actualizaciones del sistema operativo.