Aprendiendo a ser “Divergente”

Share on Facebook5Share on LinkedIn0Tweet about this on TwitterShare on Google+1Email this to someonePrint this page

Pensamiento lateralHace poco echaron en la TV la película Divergente que trata que el mundo luego de una guerra se divide en facciones y que cada persona al alcanzar su madurez pasa por un examen donde te orientan según tu resultado a que facción ir.

Los hay de Erudición, Verdad, Osadía, Abnegación y Cordialidad. Y si tienes de todo un poco eres raro, diferente y una amenaza: eres divergente. Bueno, hasta aquí puedo contar sin hacer spoilers para los que la quieran ver.

Divergente, y esto qué es?

Ser divergente no es más que ser un persona que practica el pensamiento divergente o lateral.

 

Pensamiento divergente 

Es un proceso de pensamiento o método utilizado para generar ideas creativas mediante la exploración de muchas posibles soluciones.

 

Pensamiento lateral
El pensamiento lateral es un método de pensamiento que puede ser empleado como una técnica para la resolución de problemas de manera imaginativa. Es una forma específica de organizar los procesos de pensamiento, que busca una solución mediante estrategias o algoritmos no ortodoxos, que normalmente serían ignorados por el pensamiento lógico.

 

Promoviendo el pensamiento divergente
El pensamiento divergente típicamente ocurre de forma espontánea, de modo fluido, tal que muchas ideas son generadas en una pequeña cantidad de tiempo y estas conexiones inesperadas son dibujadas en nuestra mente.

Para los que queremos practicar el pensamiento divergente están estas actividades que lo promueven: creación de listas de preguntas, ajustar a un lado el tiempo para pensar y meditar, hacer mapeos conceptuales, un mapa de burbujas, lluvias de ideas, siguiendo una rutina de libre escritura. Del mismo modo escribir, leer y pintar ayudan a hacer fluir mucho la creatividad. Si tienes algún rol de analista podrías incluso ya estar practicando pensamiento divergente…

El pensamiento divergente o lateral es encontrado entre las personas con rasgos de personalidad tales como: inconformismo, curiosidad, persistencia y voluntad de asumir riesgos.

 

Pensamiento lateral y gestión de proyectos
En la gestión de proyectos actual cada vez más se hace uso de este tipo de pensamiento para encontrar solución a los problemas cuando la forma tradicional de pensar se muestra insuficiente.

Los grandes retos requieren de soluciones originales e innovadoras y aunque resulte paradójico, para conseguir este fin a veces resulta un obstáculo la experiencia ya que esta nos condiciona de tal forma que buscamos la solución a los problemas repitiendo los algoritmos que funcionaron en casos pasados en lugar de buscar caminos alternativos o nuevas estrategias.